En Cirugía mamaria

Una de las principales preocupaciones entre quienes desean reducir el tamaño de los senos es si la intervención les dejará marcas permanentes y muy visibles. La verdad es que me gustaría poder decir que las cicatrices de reducción de pecho son totalmente evitables, pero mentiría.

¿Por qué? Pues porque en esta cirugía mamaria, más allá de la cicatriz en la areola (que también se produce en el aumento de pecho), hay que eliminar el exceso de piel para poder reposicionar el pecho y darle el volumen, la forma y la turgencia deseados.

Esto implica que se deban hacer incisiones en T invertida (en toda la areola y bajando en vertical hacia la curvatura de la mama) o bien en ancla (en toda la areola, bajando en vertical hacia la curvatura de la mama y horizontalmente).

Además, cuando hacemos esta incisión por debajo del pecho, hay que tener en cuenta que la cicatriz será más larga cuanto más ancha sea la base de la mama.

Dicho este, también debes saber que todo el equipo de cirugía estética Doctora Salvador cuidamos mucho este aspecto tanto en el preoperatorio, el mismo día de la intervención, así como en todo el postoperatorio de la reducción de pecho.

De hecho, contamos con un protocolo específico y con una tecnología láser para cicatrices que empezamos a aplicar en el mismo quirófano. Se trata de lo que denominamos como cicatrización cutánea asistida por láser, que recibe las siglas LASH por su nombre en inglés (Laser Assisted Skin Healing),

Todo ello para conseguir tu mismo objetivo: unas cicatrices de reducción de pecho lo menos perceptibles posibles.

Reducción de pecho: cicatrices

Al principio, las cicatrices de reducción de pecho son muy visibles, porque están rojas e inflamadas y pueden tener un aspecto irregular.

No obstante, estas se irán atenuando y serán mucho menos visibles al cabo de 6 meses o 1 año. Concretamente, el color rojo acaba desapareciendo y las cicatrices pasan a ser finas líneas blancas.

Además, recuerda que las incisiones siempre se realizan en partes del pecho que quedan ocultas con el sujetador, trajes de baño o escotes bajos.

Pero para conseguir una mejor cicatriz en el pecho operado hay unos factores imprescindibles. El más importante, ponerse en manos de un cirujano estético experto en reducción de mamas que emplee la técnica quirúrgica más idónea en tu caso particular y que preste especial atención a la sutura.

Asimismo, es importante tu estilo de vida, pues una mala alimentación o malos hábitos como el tabaquismo influyen negativamente en el proceso de cicatrización.

En el caso del tabaco, se sabe que afecta de forma determinante en la regeneración de la piel y la curación de heridas, por lo que conviene abandonar el hábito antes de entrar en quirófano. Además, fumar puede hacer que las cicatrices se hagan más anchas con el paso del tiempo. 

A partir de ahí, estos son los cuidados después de una reducción de mamas que llevamos a cabo en nuestro equipo y que nos permiten unos resultados tan satisfactorios.

cicatriz reduccion pecho

Láser para cicatrices en quirófano

Al terminar la sutura, en el mismo quirófano, aplicamos la mencionada tecnología láser para cicatrices de cirugía. De este modo, actuamos ya desde el primer momento sobre la incisión.

Esto se hace, porque se ha demostrado que irradiar con láser la incisión quirúrgica en el momento de la sutura (en la zona donde ponemos los puntos) juega un papel clave en la evolución de las cicatrices de cirugía estética.

Concretamente, evita las telangiectasias (arañas vasculares), los cambios de coloración en la piel y mejora la textura de la cicatriz en sí.

Además, el láser acelera las fases de curación de las heridas, mejorando la calidad de la cicatriz y mejorando su resistencia.

Esto se debe a que provoca una aceleración en el proceso cicatricial y, a la vez, modifica los factores de crecimiento implicados en la reparación de los tejidos.

Láser para cicatrices en el postoperatorio

Al cabo de una semana, realizamos en nuestra consulta una primera sesión de láser para cicatrices quirúrgicas. Esta sesión se repetirá la segunda semana y un mes después de la intervención.

Su eficacia está en que el uso de este láser para cicatrices en el postoperatorio inmediato genera una elevación controlada de la temperatura de la dermis (la capa intermedia de la piel). Como consecuencia, se reduce la inflamación y se favorece una mejor cicatrización.

Esto, a su vez, promueve la formación de nuevo colágeno, por lo que consigue aclarar las cicatrices de cirugía enormemente y que estas acaben siendo mucho menos visibles.

postoperatorio reduccion pecho

Drenaje linfático

Se trata de una técnica manual que aplicamos en nuestra consulta de cirugía estética con la conseguimos movilizar el líquido inflamatorio hacia los ganglios linfáticos. De este modo, se disminuye la tensión en los tejidos y la piel, mejorando la calidad de la cicatriz.

Por lo general, aconsejamos entre dos y cuatro drenajes linfáticos después de una reducción de pecho.

Cuidados de la cicatriz

Una vez quitamos los puntos, se puede tratar la cicatriz de la reducción de pecho con cuidados cosméticos específicos. Entre ellos, aceites regenerantes o geles de silicona.

Estos tratamientos para cicatrices deben mantenerse entre tres y seis meses para poder obtener los mejores resultados.

Protección solar cicatrices

Paralelamente, habrá que proteger la cicatriz del sol, De este modo, no se pueden exponer al sol las zonas inflamadas y las cicatrices rojas, porque existe el riesgo de hiperpigmentaciones y manchas en la piel.

De hecho, recomendamos aplicar protección solar debajo del traje de baño durante al menos el primer año post cirugía.

cicatriz queloide pecho

Recuperación de la reducción de senos

Para favorecer una mejor recuperación y, por tanto, una mejor cicatrización, es importante mantener el calor y el sudor a raya. Estos dos factores juegan en contra de la curación de heridas y la formación de cicatrices de calidad.

Además, poder pasar el postoperatorio de la reducción de pecho en un ambiente fresco y agradable también hará más llevadero el proceso de recuperación.

Más allá de todo ello, es fundamental que sigas todas las indicaciones postoperatorias respecto a las curas y el tratamiento analgésico y antibiótico que prescribimos. De este modo, podremos prevenir infecciones y otras complicaciones que dificulten una rápida y óptima cicatrización.

Cómo eliminar cicatrices de cirugía de senos

A pesar de todas las medidas anteriores, hay casos en los que se forma inevitablemente una cicatriz dura o abultada tras la operación de reducción de mamas e incluso aparece dolor en la cicatriz del pecho.

En ese sentido, cabe tener en cuenta que la genética juega un papel determinante en el proceso de cicatrización de la piel, así como la edad y la calidad de la piel. Por tanto, hay factores que pueden escapar nuestro control.

Sin embargo, si estas insatisfecha con las cicatrices de la reducción de pecho, no te des por vencida. Esto no significa que no se pueda suavizar su aspecto ni hacerlas menos perceptibles. Pero para ello, es importante que empecemos a tratarlas cuanto antes mejor.

Nuestro protocolo en la consulta de cirugía estética en Barcelona para las cicatrices que quedan después de una reducción de pecho es el siguiente:

cicatrices que quedan despues de una reduccion de pecho

Láser de CO2 para cicatrices

El tratamiento consiste en sesiones de láser CO2 fraccionado para cicatrices junto al uso de una crema con corticoides durante 15 días.

En función de la evolución, repetimos las sesiones de láser con una periodicidad mensual.

Corticoides inyectables para cicatrices

En caso de que quede una cicatriz queloide en el pecho muy abultada y que no remita, el tratamiento consiste en inyectar un corticoide (Trigon) mediante la tecnología Enerjet.

Esta técnica ha supuesto una auténtica revolución en la medicina estética, ya que nos permite infiltrar los principios activos que queremos sin pinchazos.

Además, esta tecnología Enerjet evita el dolor y consigue una mejor distribución del producto en la cicatriz.

Del mismo modo, puede que antes de la intervención ya sepas que tiendes a cicatrizar mal y formar queloides en caso de herida. Si es tu caso, ya ves que todo mi equipo de cirugía estética Doctora Salvador ponemos todos los medios para minimizar ese riesgo. También, que en caso de que inevitablemente ocurra, contamos con tratamientos efectivos para mejorar su aspecto.

Insisto en este punto porque si realmente el tamaño de los senos te está causando cualquier tipo de malestar, tanto físico como emocional, los beneficios que obtendrás de la reducción de pecho seguro compensarán las posibles cicatrices que puedan resultar.

Esto puedo asegurártelo después de muchos años de experiencia en reducción de pechos en Barcelona y de ver como esta intervención mejora enormemente la autoestima y la calidad de vida de mis pacientes. Así que no dejes que el miedo a las cicatrices te disuada.

Además, gracias a este protocolo para la cicatriz en el pecho operado, lo cierto es que hemos visto una enorme mejoría en el aspecto final, incluso en casos especialmente difíciles.

Concretamente, el uso de láser para cicatrices en quirófano combinado con las sesiones en el postoperatorio inmediato reducen y mejoran la cicatrización en un 30-50%. Esto se traduce en un menor riesgo de fibrosis post quirúrgica (excesiva cicatrización), como es el caso de las cicatrices hipertróficas y queloides.

Reducción de pecho: antes y después

Si aún así te sigue preocupando el tema de las cicatrices, te animo a ver las fotos de reducción de pecho de algunas de mis pacientes. Observarás que efectivamente las marcas acaban siendo cada vez más imperceptibles con el paso del tiempo y que el cambio estético es muy natural.

Paralelamente, te permitirá tener una referencia de la operación de reducción de pecho ‘antes y después’ y valorarar cómo esta intervención estética puede llegar a mejorar tu confianza y bienestar. 

Reducción de pecho en Barcelona

En caso de que quieras obtener más información sobre esta cirugía mamaria o una valoración de tu caso particular, no dudes en reservar un visita conmigo.

Como cirujana estética de la Clínica Corachán, cuento con muchos años de experiencia en la reducción de pecho en Barcelona y estaré encantada de poder orientarte y resolver cualquier duda que puedas tener.

Asimismo, te animo a ver este vídeo sobre el postoperatorio de la reducción de pecho para que puedas saber exactamente qué esperar tras esta intervención.

Cicatrices de reducción de pecho: ¿se pueden evitar?
5 (100%) 1 valoraciones